Arroz con leche fit sin azúcar

No sé de nadie que no le guste el arroz con leche, es el típico postre que disfrutamos desde pequeños, adultos y siempre siempre nos gusta igual :)

Esta versión es una versión saludable, fit y sin azúcar. Tan saludable que puede desayunarse, comerse o cenarse justo con algo de proteína y perfecto! Ojo, que no deja de ser arroz jajaja. Se hace sin mucha dificultad y no quita mucho tiempo.

Verán mi versión del arroz con leche que me gusta que tenga bastante sabor; sin embargo ustedes pueden modificarlo un poco según el gusto de cada quien.

Para el tipo de arroz: puede ser cualquiera, menos vaporizado "parbolizado" ya que este agrega un sabor adicional que nos dañaría el sabor que queremos. Si lo haces con arroz integral ten en cuenta que quedará rico pero menos cremoso. Yo usé arroz de Mercadona redondo "J Sendra" pero cualquiera está bien.

En cuanto a la leche, yo usé bebida de arroz y coco sin azúcar que le da un sabor rico; sin embargo; puedes usar leche normal o bebida vegetales. La leche entera es cierto que le da mayor cremosidad pero eso lo hace un poco menos fit :)

Bueno vamos a ello :)

Ingredientes para 6 raciones aproximadamente:

  • 1 taza y media de arroz

  • 750ml de leche o más según que tan caldoso lo quieres.

  • 2 cucharadas de stevia (esto es a gusto de cada quien)

  • Piel de naranja (cuidado de no coger parte blanca que amarga)

  • Piel de limón (cuidado de no coger parte blanca que amarga)

  • 2 ramas de canela

  • Canela en polvo (para decorar, opcional)

Preparación:

  1. Lavamos el arroz para que suelte almidón. Lo cocinamos en agua tal y como dice el fabricante.

  2. A la vez, en otra olla podemos a calentar la leche, la stevia, la canela en rama, la piel de limón y la de naranja. Lo dejamos a fuego no muy alto porque no queremos que evapore pero sí que vaya cogiendo todos los sabores.

  3. Cuando el arroz está ya casi blando empezamos a echar parte de la leche. Que el fuego no este muy alto.

  4. Poco a poco vamos incorporando toda la leche y vamos comprobando la cremosidad. Si vemos que hace falta mas leche la agregamos pero nunca fría.

  5. Ya aquí es cuestión de gusto de cada quien, si te gusta mas jugoso o menos. Pero recuerda que una vez que se enfríe absorberá más líquido, así que siempre déjalo un poco más caldoso de lo que quisieras.

  6. Deja enfriar. Sirve y espolvorea con canela

Opcional: Yo eché coco deshidrato rallado por encima para darle una textura crujiente :)

Ya verán que rico, está lleno de sabores y como ven es saludable y fit.

Que lo disfruten, besos!

RECENT POST

Suscríbete para que estés al día

No te pierdas ninguna actualización